Como saber si eres un adicto al amor - Conquistando tu Amor

Breaking

anuncio

domingo, 12 de julio de 2015

Como saber si eres un adicto al amor

Aunque muchos no lo puedan creer el amor tambien tiene la potestad de crear cierto grado de adiccion, como cualquier droga, es decir para una persona adicta al amor, esta siente la necesidad de estar enamorado, a pesar que en algún momento anterior haya pensado que esta posibilidad no representaba algo importante para su vida, sin embargo luego de muchas investigaciones al respecto, se puede decir que el amor tambien se puede convertir en un vicio que puede crear dependencia, tal como lo hace el alcohol o las drogas. Para saber si eres victima de este extraño pero real vicio, es prudente que analices las siguientes consideraciones.

En primer lugar debes tener en cuenta que el amor es en principio un estado hormonal muy acelerado, que se inicia con la atracción al sexo opuesto para luego entrar en una etapa de enamoramiento, que posteriormente busca afianzar la relación para pasar auna etapa de formalización de la relación que implica una vida mas cercana. Sin embargo esto no sigue el curso normal y las relaciones terminan rompiéndose, lo que trae como consecuencia la etapa de la decepción amorosa, lo que llega a marcar tanto a uno, que al final no llega a superar esta situación para continuar con su vida de manera normal. Es decir una persona decepcionada llega a creer que el enamoramiento y desilusión es algo normal en su vida.

De esta manera el amor llega a crear ciertos patrones de comportamiento en la persona, llegando a crearle en esta cierto grado de bienestar que con el paso del tiempo la persona afectada se niega a superarlo o prescindir de esta sensación. Precisamente en esta etapa es cuando ya se puede dar un veredicto de que alguien efectivamente es adicto al amor, por lo que siempre buscara sentir esa sensación de enamoramiento, produciéndose de esta manera esa dependencia o intensa necesidad para buscar estas sensaciones, debido básicamente a la satisfacción momentánea que genera en la persona adicta, tal como lo ocasiona el vicio al alcohol, drogas o juegos, provocando en la persona una actitud dependiente.

Cabe indicar que cuando uno se enamora tiende a experimentar una serie de cambios que hacen sentir bien ala persona enamorada, donde si el amor que uno siente es correspondido, la persona pasa a una etapa de extrema comodidad y satisfacción absoluta, que en cierto modo la llena de felicidad. Lo delicado se inicia cuando la relación termina por romperse, ya que en ese caso se inicia la difícil etapa de enfrentar la dura realidad del rompimiento, con las consecuencias que muchas veces una situación de este tipo implica.

Es por eso que las personas adictas al amor, tienen la característica de establecer relaciones que fracasan de manera frecuente, y lejos de buscar una relación que les de una satisfacción duradera, prefieren seguir probando con otras personas a pesar que una lógica objetiva les indique que no es la persona adecuada, ya que solo buscan nuevamente sentir esa sensación agradable y gratificante de empezar nuevamente a enamorarse. A esto precisamente se le conoce como adicción al amor, un cuadro que acarrea una serie de síntomas característicos de este estado.

Gran parte de las personas se dan cuenta que son adictas cuando mantienen una relación de intensa dependencia con su pareja, que muchas veces las obliga a mantenerse en una relación conflictiva. Por eso existe la imperiosa necesidad de poder identificar si uno se esta metiendo en una relación toxica, guiado tan solo por esa dependencia de sentir que se enamora nuevamente, por lo que se debe considerar como señales de alarma ciertas conductas que podrían llevarnos a ser victimas de un comportamiento vicioso respecto al amor. Dentro de estas señales están cuando uno se enamora de manera inmediata sin conocer bien ala otra persona, o cuando una fantasea vivir con una persona que ni conoce, o cuando uno siente una necesidad de encontrar una pareja sin importar que tipo de persona sea, preocupándose en lo mas mínimo si esa persona es compatible con la manera de ser de uno, o cuando uno siente miedo a la soledad, así como también cuando uno no puede superar relaciones pasadas, trayendolas al recuerdo de manera frecuente.

Si bien es cierto que es muy difícil superar el hecho de que relación de bastante tiempo ha terminado, lo que uno debe ser cociente es que tarde o temprano eso por mas duro que parezca, se llega a superar, dejando atrás esa relación para poder pensar de manera optimista en el futuro. Sin embargo cuando uno insiste en vivir aquellas experiencias que momentáneamente nos brinda cierta satisfacción, como cuando uno se reconcilia luego de una fuerte discusión, o cuando uno tiene intimidad luego de un problema,  se vuelve hasta cierto punto tóxico, ya que uno se hace dependiente y no puede imaginar vivir sin esa persona, a pesar de que en esa relación no hay comprensión y muchas veces ni cariño.

Es por eso que cuando uno sufre de adicción al amor generalmente presenta ciertas características como la tendencia a elegir parejas incorrectas con patrones de conducta similares, que muchas veces acaban siendo personas manipuladoras y dominantes. Ademas se debe considerar como características de un amor adictivo cuando existe un amor excesivo que impide identificar los defectos del otro, mantener relaciones conflictivas solo para buscar los momentos momentáneos de recompensa luego de los problemas, elegir parejas inestables, insistir con parejas que uno sabe que siente nada por uno, desarrollar cierta dependencia emocional con tu pareja y la imposibilidad de poder imaginar una vida lejos de tu pareja, lo que te aferrara ano dejarla aun siendo cociente que es una relación muy toxica.

El principal daño que puede causar este tipo de relaciones es que atenta directamente la integridad y el autoestima del afectado, ya que lo conduce a cuadros continuos de estrés, tensión y depresión, lo que incluso puede repercutir en la salud física de la persona. este tipo de personas generalmente se sienten frustradas y sin amor propio y a pesar de eso insistirán en su relación conflictiva, buscando solo experimentar esos pequeños momentos agradables que le pueden causar satisfacción, que es precisamente lo que genera la adicción. Por tanto este problema se debe tratar como cualquier adicción, es decir primero se debe asimilar que en realidad existe un problema en nosotros y no en el entorno, para que a partir de ese punto recurrir a la ayuda de un especialista que ayude a la persona afectada a superar el problema, e intentar alcanzar una felicidad real.

No hay comentarios:

Publicar un comentario