Los celos patológicos en una pareja - Conquistando tu Amor

Breaking

anuncio

sábado, 21 de febrero de 2015

Los celos patológicos en una pareja

Como todos sabemos los celos son los responsables de muchas rupturas en las parejas, ya que se trata muchas veces de sentimientos incontrolables que lleva a una persona a actuar muchas veces sin fundamento algo. Por esta situación para poder controlar los celos, es necesario conocer la naturaleza de los mismos, y en esta oportunidad se realizará un análisis profundo de lo que son los celos patológicos, dentro de una terapia racional emotiva para tratar estos sentimientos.

Lo primero es saber distinguir entre lo que son los celos normales y los celos patológicos, ya que los celos son algo normal mientras no se traspase ciertos limites que analizaremos. Es por eso que cuando existe una preocupación o malestar por la posibilidad de perder a una persona amada por que esta pueda tener otra relación, hasta cierto punto resulta normal, por lo que muchas veces prefieren que sus parejas permanezcan junto a ellos, y de preferencia buscan que no tengan mucho acercamiento con otra persona. Este tipo de celos puede causar cierta incomodidad en la pareja pero mas allá de eso no representa problemas serios para la pareja.

Por otro lado los celos patológicos ademas de la incomodidad ya mencionada, implica el desarrollo de sentimientos intensos de inseguridad, hostilidad, lo que suele conducir a cuadros severos de depresión, que a las finales destruyen cualquier relación, por mas sólida que haya sido esta. es decir un celoso normal solo exige que su pareja este con el, mientras que una persona que tiene celos patológicos demanda de manera inapelable que su pareja se implique emocionalmente con otras personas, es decir no dejar que su pareja desarrolle amistad con otras personas, ni siquiera así se trate de motivos laborales.

de esta manera se puede decir que un celoso patológico no es nada flexible, ya que siempre mantiene una actitud rígida, por lo que exigirán a toda costa que se cumpla sus deseos, ya que consideran a la infidelidad como una posibilidad muy terrible. esto las convierte en personas demasiado desconfiadas, tanto así que pueden llegar a vigilar con desesperación cada gesto de su pareja hacia otra persona, por mas inocente que este sea, para según ellos impedir que se llegue a concretar una infidelidad que solo ellos llevan en su cabeza.

En contraparte los celos normales, si bien es cierto que también causan cierta intranquilidad, la razón siempre se impone, ya que uno es consciente de que esta prejuzgando mal a su pareja, pero también sabe que su pareja es libre de decidir si quiere continuar con la relación, y de no hacerlo sabe que una ruptura sera algo penoso, pero no lo matara y con el tiempo sabrá como superarlo. Es decir un celoso patológico tiene un profundo terror a la posibilidad de una ruptura, mientras que un celoso normal muestra solo una preocupación justificable.

De esta manera se puede decir que los celos patológicos entran en un terreno delicado, ya que la persona se convierte en alguien dominado por las ansiedad, inseguridad, agresividad, depresión y la dependencia, ya que se apega con todo a una idea rígida y hasta cierto punto dogmática, ya que para el la posibilidad de una ruptura no es una opción, ya que siente que su pareja no tiene derecho alguno para dejarlo, ya que de suceder esto será algo insoportable. 

Asimismo se debe resaltar que una persona que sufre de celos patológicos, ponen su estabilidad emocional en el hecho de que su pareja permanezca con ellos, lo cual creará cierta dependencia en su pareja, lo cual lo llevara a convertirse en una persona insegura, ya que la posibilidad de una ruptura lo consideraran como algo demasiado humillante, mientras que una persona sin esa patología es consciente de que una relación puede llegar a su fin, lo cual en cierto modo le puede preocupar, pero es consciente también que aunque llegue a suceder ello la vida continua para ambos.

Por eso un celosos patológico esta convencido de que su pareja simplemente no tiene el derecho a dejarlo y si lo llega a hacer, considera que es una persona malvada que merece un castigo, lo cual muchas veces los lleva a cometer actos de violencia, ya que al final se sienten como dueños de la voluntad de sus parejas. Por tanto este tipo de celos conducen a que las personas piensen que sus parejas están obligadas a corresponder su amor y amarlos, y de no suceder de esa manera se consideran fracasados e indignos de ser amados, con lo cual están convencidos que si su pareja los deja, nunca encontraran a nadie a quien amar y que los amen. Asimismo una infidelidad por parte de su pareja lo consideran como la ofensa mas grande del mundo, que de suceder jamas podrán superarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario